19 sept. 2008

Cine y Pianos


Hace unos días el siempre ingenioso Al publicó en su blog un post a propósito de “Los fabulosos Bakers Boys” y me animó a desempolvar unos apuntes sobre los pianos en el cine. En realidad el trabajo era la perfecta coartada para mantener en mi ordenador un fondo de pantalla de Michelle Pfeiffer de lo más sexy sobre un piano de cola sin despertar las sospechas de mi mujer. Como ven, una excusa de lo más vulgar que me obligó a aparcar el proyecto en su día.

Sin embargo, no abandoné la idea de abordarla más tarde (obviamente me refiero a la materia, no a Michelle) y una vez repasados, corregidos y aumentados aquellos torpes esbozos comienzo mañana a publicar una nueva serie de “Cine y…” que se compone de esta introducción y algunos capítulos; inicialmente siete, como las notas de la escala musical, aunque no descarto que piano-piano y según las colaboraciones que reciba, pueda añadirse alguno más.

Para acceder a todos los contenidos del monográf(!)co, pulsar sobre el banner:


    3 perplejos apuntes:

    Pere dijo...

    ¡Estupendo arranque con los pianos! Una serie que, incluso, puede traer cola...

    al dijo...

    Un honor haberte dado pie para que retomaras el artículo, yo que no doy pie con bola.

    hombreperplejo dijo...

    Gràcies, Pere! Y espero acabarla... si no cojo un buen "pedal".

    Al, diría que el honor es mutuo, pero me recuerda a cierta frase antológica de una peli de Tarantino y prefiero no decirlo...