23 sept. 2007

La Jungla 4.0



Quienes ya han visto “La Jungla 4.0” -última de las trepidantes aventuras de John McClane- se habrán dado cuenta de que es algo más que una superproducción exitosa.

Uno se pregunta cómo un blockbuster "made in Hollywood" contiene tanta mala leche y autocrítica contra la Administración norteamericana. Al margen de los sarcasmos que Bruce Willis va encadenando, sorprende la indisimulada sorna con que se describe la torpeza de las agencias de Seguridad del país, los recelos entre ellas, la impericia de quienes están al mando y su incompetencia para afrontar una catástrofe (con alusiones directas e hirientes a las tragedias de Nueva Orleans y al 11-S).

Esta vez el terrorista no es el enemigo fundamentalista y fanático, sino un norteamericano culto, clarividente y cuerdo capaz de aniquilar su propio país por puro resentimiento y avaricia. Pero el más descerebrado de la función es un marine "patriota" que pilota un F35: En una de las secuencias más espectaculares y rocambolescas de la película, él solito destruye media ciudad (y a sus habitantes) intentando cargarse a McClane porque le han dicho por radio (una voz que ni conoce) que el desvencijado policía es un terrorista. ¡Y va el marine y se lo cree, sin más! Y como haría un perro amaestrado al grito de ¡Ataca! descarga todo su arsenal de munición y misiles con tanta irracionalidad como pundonor. Para rematarlo escurre el bulto en paracaídas antes de hacer añicos su archibillonario avión de combate. Este es el retrato que "La Jungla 4.0" hace del fatuo y petulante ejército "de élite" norteamericano.

Tampoco tiene precio el homenaje a "Minoria absoluta”, el programa de sátira política de RAC 1: Los terroristas editan un video a base de fragmentos de discursos de presidentes norteamericanos: Carter, Reagan, Clinton, Bush, Nixon… Seleccionan hábilmente sus palabras para aterrorizar a la población con su mensaje de caos total y aniquilación. Ya quisiera ver una mordacidad tan descarada en propuesta de algún cineasta europeo que se las da de progresista, antisistema o comprometido. Y además hacerlo entreteniendo.

3 perplejos apuntes:

IVAN dijo...

Interesante reflexión.
Saludos escondidos.

hombreperplejo dijo...

Que no sean tan escondidos la próxima vez. Siempre eres bienvenido Ivan.

Babel dijo...

Pues no he visto La jungla 4, (ni la 3 ni la 2)pero si es así, da que pensar. Pero, crees que el el público allá lo ve realmente así?.. Puede ser que les parezca de lo más normal. Muchas veces el cinismo no se oculta y se muestra exagerado, como una caricatura para los demás, pero no para el que la exhibe; su procacidad es tan grande que ni la ve a fuerza de convivir a diario con ella, ya se ha acostumbrado.

Pd: Mi puerta está abierta también.. no hay llave que la cierre, todavía. Saludos ;)